enero 22, 2024

Hay derrotas victoriosas y victorias derrotistas

Hay derrotas victoriosas y victorias derrotistas 

Tengo una costumbre o un hábito o como lo queráis llamar, de que cuando me está pasando algo que considero importante o me sucede algo inesperado, suelo hacer las dos siguientes cosas.

1a Hacer un balance cuanto antes mejor

2a Buscar perspectivas en mi entorno cercano

Miro de hacer un balance lo antes posible y muchas veces, hasta dando ciertos conferencias o formaciones, tomo notas sobre pequeños cambios o mejoras que debo hacer.

Puede parece obsesivo pero realmente, si encuentras un equilibrio, te permite vivir en el presente mientras estamos y además, tomar notas para mejorar en un futuro. 

Y además, cuando tengo un balance mínimo que digamos, me desbloquea, suelo conversar y dialogar con un par o tres de personas muy cercanas de mi entorno, casi siempre lo que llamo #socimigos o #socimigas.

Esta semana, conversando con una de ellas sobre un tema que me comentaba ella le dije.

Hay derrotas victoriosas y victorias derrotistas

¿Qué quiere decir?

Que a lo mejor, aquella victoria que te infringieron, para ti es una victoria cuando lo mires en perspectiva. 

Es como este título que digo siempre ‘la suerte del fracaso’. No digo que sea una suerte fracasar, digo que si tienes la suerte de aprender de ese fracaso, crecerás.

Y a veces, esa persona que está pensando que ha tenido una victoria merecida y argumentada, lo que acaba de conseguir es una derrota a medio largo plazo. Acaba de ganar una batalla pero no la guerra.

Y amigos y amigas, cada vez tengo más claro que hay derrotas que son victorias y victorias que son derrotas.

Amigos y amigas, la única diferencia que al menos he aprendido que hay es que hacemos cuando nos suceden estas derrotas o victorias. 

En mi caso, ya sabéis lo que hago o mejor dicho, lo que intento hacer

1a Hacer un balance cuanto antes mejor

2a Buscar perspectivas en mi entorno cercano

Así pues

Hay derrotas victoriosas y victorias derrotistas